Reflexiones

ES CONVENIENTE CAMBIAR "TENGO QUE" POR "QUIERO"

ES CONVENIENTE CAMBIAR  “TENGO QUE” POR “QUIERO”

 

En mi opinión, aún nos sentimos condicionados -casi siempre inconscientemente-, por esas auto-imposiciones que comienzan siempre con un “tengo que…” En muchas ocasiones es cierto eso de “tengo que” –en el trabajo, por ejemplo-, pero en muchas otras ocasiones ese mismo “tengo que” puede sustituirse por “quiero”, por “decido”, por “es mi deseo”.

 

LA ACEPTACIÓN NO IMPLICA RESIGNACIÓN

LA ACEPTACIÓN NO IMPLICA RESIGNACIÓN

 

 

En mi opinión, estas son dos cosas que no tienen por qué ir juntas pero habitualmente se asocian como indisolubles, y se cree que cuando uno acepta algo de lo que le sucede en su vida –sobre todo si es algo indeseado o desagradable- es porque se ha resignando, pero de mala gana, con una sensación de frustración o derrota, y con la tristeza añadida de no poder rebelarse o rechazarlo.

 

Y no es así.

 

VALEN MÁS LOS SENTIMIENTOS QUE LA VERDAD

VALEN MÁS LOS SENTIMIENTOS QUE LA VERDAD

 

 

En mi opinión, el poder que puede alcanzar nuestra mente llega a ser tan desorbitado que incluso puede imponerse a la realidad y tener más afectación que la propia realidad.

 

Está muy comprobado que en la infancia afecta más los sentimientos que se recuerdan, o que se almacenaron junto con cada hecho –porque así fue como lo que sentimos-, que el propio hecho histórico.

 

LOS ABRAZOS

LOS ABRAZOS

 

 

Pocas cosas hay que sean más reconfortantes, y más humanas, que los abrazos sinceros.

 

Un abrazo nos pone en comunión con la humanidad del otro y con la nuestra propia.

 

Nos confirma el sentimiento de hermanamiento que no somos capaces de dar o recibir en lo cotidiano.

 

SIN MIEDO AL INCONSCIENTE

SIN MIEDO AL INCONSCIENTE

 

Lo confieso: he leído mucho. No sé si demasiado, pero sí una cantidad que ahora me parece más de lo necesario.

He leído siempre desde la cabeza, acumulando información, con la intención de saber. 
Pero “saber” en el sentido de poder repetir literalmente lo que había leído.
No niego que algunas cosas se me han escapado de la cabeza y se me han ido al corazón.

LA CULPA

LA CULPA

 

 

En mi opinión, y antes de que sigas leyendo, será bueno que saques a la luz lo que sientes sobre la culpa, y sobre los momentos en que te sientes culpable de algo.

 

¿Ya lo has hecho? (sin trampas…) Entonces puedes seguir.

 

 

¿Qué te aporta?

 

¿Y algo de lo que te aporta es útil o positivo?

 

¿Para qué sirve castigarte cuando te sientes culpable?

 

 

¿SÉ POR QUÉ NO HAGO LAS COSAS QUE NO HAGO?

¿SÉ POR QUÉ NO HAGO LAS COSAS QUE NO HAGO?

 

 

En mi opinión, sí somos conscientes de algunas cosas que no queremos hacer y no hacemos, porque nos desagradan, porque son peligrosas, no estamos o no nos consideramos capacitados, no nos apetecen, son inalcanzablemente caras, etc.; pero, en cambio, no sabemos por qué no hacemos otras que sí nos gustaría hacer y sí podríamos hacer.

 

LOS PELIGROS DEL MAL USO DEL AUTO-LENGUAJE

LOS PELIGROS DEL MAL USO DEL AUTO-LENGUAJE

 

 

En mi opinión, no le prestamos la atención que se merece el uso correcto del auto-lenguaje, de modo que nos perjudicamos a veces sin ser conscientes de lo que estamos haciendo. Y esto es algo que se puede evitar.

 

Hay que recordar que el inconsciente no entiende el sentido de la ironía y que no comprende claramente el doble sentido de algunas palabras o la intención con que se dicen otras. Todo lo entiende literalmente.

 

Páginas