Reflexiones

EL DESTINO ELIGIÓ POR MÍ

EL DESTINO ELIGIÓ POR MÍ

 

 

En mi opinión, esta es una conclusión a la que casi todos hemos llegado en bastantes ocasiones.

 

Algunas veces nos hemos dado cuenta porque estábamos pendientes de lo que pasaba en nuestra mente, o bien porque nosotros conscientemente habíamos llegado a esa conclusión, pero en la mayoría de las ocasiones no estamos atentos ni pendientes a estas elucubraciones mentales y de pronto nos encontramos totalmente convencidos de esta deducción… aunque no hayamos participado en ella.

 

LA SOLEDAD ENRIQUECEDORA

LA SOLEDAD ENRIQUECEDORA

 

 

En mi opinión, la relación con la soledad, si no se sabe llevar adecuadamente, puede llegar a ser dolorosa y traumática por no realizarla del modo apropiado y con las premisas adecuadas.

 

Es necesario aclarar que, desde cierto punto de vista, existen dos tipos distintos con efectos que pueden llegar a ser opuestos: la soledad impuesta, en la que uno está solo aunque no sea su voluntad estarlo, y la voluntad buscada y deseada.

 

LA UTILIDAD Y LA INUTILIDAD DEL SUFRIMIENTO

LA UTILIDAD Y LA INUTILIDAD DEL SUFRIMIENTO

 

 

En mi opinión, el sufrimiento es uno de esos asuntos que no sabemos manejar con soltura, que no sabemos entender correctamente, y más bien estamos acostumbrados a padecerlo que a llegar un poco más allá de su cara amarga y ver, y aprovechar, lo que realmente hay detrás de él.

 

¿HAY QUE MANIFESTAR LA RABIA?

¿HAY QUE MANIFESTAR LA RABIA?

 

“Cualquiera puede enojarse, eso es algo muy sencillo. Pero enojarse con la persona adecuada, en el grado exacto, en el momento oportuno, con el propósito justo y del modo correcto, eso, ciertamente, no resulta tan sencillo”.
(Aristóteles)

 

En mi opinión, cuando nos encontramos en un estado de rabia -o en cualquier otro sentimiento o emoción desagradable- no estamos plenamente capacitados para actuar de un modo equilibrado, objetivo, sino que estamos “poseídos” por el estado y no obramos con equidad.

 

SOLUCIONA TU PASADO

SOLUCIONA TU PASADO

 

 

En mi opinión, a pesar de que ya hemos escuchado en mil ocasiones eso de AQUÍ Y AHORA, y de habernos comprometido en las mismas mil ocasiones a vivirlo a rajatabla y no apartarnos de ese compromiso, y a pesar de ser totalmente conocedores de lo que tomar consciencia de ello implica de bueno, y a pesar de creer que lo comprendemos, y decidir que va a ser el faro de nuestra  vida… una y otra vez lo olvidamos en cuanto pasa la efervescencia del momento de lucidez.

 

NO HAY QUE ACEPTAR LO NORMAL

NO HAY QUE ACEPTAR LO “NORMAL”

 

 

En mi opinión, parece que en nuestra naturaleza hubiera algo que nos invita e incita a la aceptación de cosas que debieran ser inaceptables.

 

Es una especie de rendición antes de tiempo y de acatamiento sumiso, o una tolerancia que excede lo que debiera ser razonable, o una resignación impropia, o una desatención al gobierno de la propia vida.

 

Me refiero a eso que aceptamos mansamente, aunque no nos guste, porque lo consideramos “normal”.

 

“Es  lo normal”, decimos.

 

ME ASOMBRO DE MI VIDA

ME ASOMBRO DE MI VIDA

 

 

En mi opinión, el hecho de adjudicarle a nuestra propia vida la depreciación de la cotidianeidad, de estar acostumbrados a nuestra continuada presencia, de poder vernos siempre en todos los sitios y a todas horas, hace que no le demos importancia a ese hecho tan excepcional que es convivir con uno mismo.

 

ME ASOMBRO DE MI VIDA

ME ASOMBRO DE MI VIDA

 

 

En mi opinión, el hecho de adjudicarle a nuestra propia vida la depreciación de la cotidianeidad, de estar acostumbrados a nuestra continuada presencia, de poder vernos siempre en todos los sitios y a todas horas, hace que no le demos importancia a ese hecho tan excepcional que es convivir con uno mismo.

 

Páginas

Artículos mas leídos

loading...